Saturday, April 01, 2006

Lo siento pero(1)...

Prefiero que muera un niño a que muera un adulto.

Los niños son, ¿inocentemente?, crueles y egoístas.

La vida es un proceso tristemente entrópico.

La muerte es la única certeza

La muerte purifica todo lo que toca

A la única cita que me gustaría llegar tarde es a la tengo con la muerte.

Decir tengo X años de vida equivale a decir tengo X años de muerto

¿A qué edad empecé a llorar mi cumpleaños?

Sí es posible llegar a ser feliz con la desgracia ajena

Algunos no han conocido el hambre si no por terceros

Mi destino en buena medida no me pertenece

Lo triste no es no llamar la atención, si no querer llamarla y no lograrlo.

Lo triste no es morir de sed si no morir ahogado

La tristeza es una puta barata, la alegría es una puta de alto vuelo

¿Es posible que un ateo disfrute un poema místico?

Mi arte es lo único que justifica mi existencia

Yo no busco cambiar el mundo con mi arte, si no tan sólo conmoverlo

Un poeta empobrece cuando, no obstante no encontrar hallazgos, sigue escribiendo

El encargo literario sí que obnubila

Prosaicamente soy alegre, poéticamente soy patético.

Creo en la libertad poética, aunque sea al libertinaje a quien siempre veo.

Todo elogio barato es un bumerang

Yo no te halago esperando que hagas lo mismo

Yo no exhibo mi obra esperando tu incondicional aplauso

No hay crítico más exigente que mi pobre autoestima

Si bien es cierto que un poema es como un hijo, este último no goza del privilegio de rehechura

Toda autobiografía es altamente sospechosa

2 comments:

Imagen y palabra said...

Te rodean las lecturas de ciertos autores nihilistas e iconoclastas,ciertos poetas saturnianos y simbolistas,es un acto de irracionalidad refrescante y deliciosamente caótica.

Saludos,

Robert Jara said...

Es la irreverencia a uno mismo. Es la urgencia a renunciar a las máscaras.

Saludos.